¿Por qué agosto es “el mes de los gatos”?

gatosAgosto es tradicionalmente “el mes de los gatos”, pero esta denominación no nació de alguna creencia mística, sino que tiene una explicación científica.

Las gatas presentan un tipo de ciclo llamado “poliéstrico estacional”, lo que se traduce en que sus celos se presentan en una determinada época del año. Esto se relaciona estrechamente con el grado de luz de la temporada, siendo agosto, el mes donde aumentan las horas luz.

En este mes, los gatos parecen despertar de un período de letargo y se muestran más activos, tienen más apetito y, naturalmente, están absolutamente dispuestos a aparearse.

Por esta razón, los mininos se ponen “extraños”, maullando en exceso y corriendo por los tejados más que de costumbre.

Este ciclo en las hembras dura 15 días, periodo en el cual éstas pueden huir de sus hogares por horas o incluso semanas, siendo éste un comportamiento normal. Eso sí, si la gata no logra quedar preñada, su cuerpo lo inicia otra vez hasta que la concepción ocurra.

Para los machos también existen consecuencias, ya que podrían resultar heridos en sus peleas por conseguir a una hembra, así como contraer el “SIDA Felino”, que se transmite por fluidos, como sangre y saliva.